The light. HollySiz

Por Pilar, el 03/03/2015

Que peligrosos son los prejuicios, y que fácil es juzgar a otros sin llegar a tener la empatía suficiente para comprender porqué son así. Ser diferente a los demás no es malo, ni bueno, es simplemente  otra cualidad más del caracter de una persona, no hay un patrón que defina qué es normal o qué no lo es. Este concepto sólo está en la mente de quien juzga a otra persona. Y pase lo que pase y sea uno como sea, lo único que importa es el derecho inalienable a ser uno mismo tal cual es, a la propia dignidad, a su propio ser, fundamental para poder ser feliz,  encaje o no con lo que los demás entiendan por normalidad. Bastaría muchas veces ponernos el vestido que lleva otro para entender tantas cosas...