La buena comunicación

Por Pilar, el 23/04/2015

La buena comunicación

Leo en algún lugar que un gran problema que se produce en redes es la falta de comprensión, la falta de calidad en el razonamiento del mensaje. Y creo que todos lo hemos podido comprobar alguna vez viendo comentarios de una noticia o de algo que nosotros mismos hayamos publicado. ¿Por qué ocurre algo así? ¿Es posible que al cambiar el soporte físico de la escritura y lectura se nos haya olvidado leer y escribir en condiciones? ¿o sencillamente es algo que ya nos pasaba y que se ha acentuado?

Porque una de las cuestiones que facilitan la contestación en según que foros, es la rapidez con la que podemos responder desde algunos soportes. Si antes leíamos algún comentario en prensa y queriamos responder, teníamos que tomarnos la molestia de sentarnos a escribir una carta, muchas veces un borrador, redactar, enviar y luego esperar que la leyera alguien y que fuera lo bastante buena para que la publicaran e incluso comentaran. Ahora es mucho más sencillo: lees, entiendes lo que pone o eso crees, y respondes. Y no solo lo lee la persona que ha escrito, sino que lo hacen tb los demás que participan en el "debate".

Esto tiene un componente peligroso de alguna manera porque se puede producir una suerte de "linchamiento" mediático hacia quien comenta, autor o invitado a la tertulia. Por qué? Porque se magnifica todo lo que se publica, porque se sigue a pies juntillas la opinión de quien lidera alguna corriente, sin que muchas veces nadie se atreva a discrepar, precisamente por lo pública que es la opinión. Porque el hecho de que alguien tenga algún tipo de relevancia lleva a pensar a los demás que, ese digamos gurú, posee la verdad por encima de los demás, o al contrario que no tiene derecho a decir medianamente coherente. Sólo así se entiende que algunos comentarios acaben siendo virales en las redes sin que nadie se plantee contradecirlos en el primer caso o romper una lanza a su favor en el segundo de los casos.

Así es que por el bien de la buena comunicación, esa que requiere de un emisor, receptor, mensaje y canal de comunicación adecuados, deberíamos hacer todos un esfuerzo e intentar comprender lo que se dice, el razonamiento en sí, sin juzgar a la persona que lo emite, conocido, amigo, famoso, da igual la relación que tengamos con él, y si luego estamos de acuerdo o no, intentar exponer nuestra opinión de una manera que pueda entender alguien que no está dentro de nuestra cabeza, e intentar evitar malentendidos absurdos sobre lo que decimos y cómo.

Y sobre todo si esto se hace de una manera virtual, aprovechar algunos elementos, además de los que nos proporciona la ortografía propia de cada lengua, y hacer uso de emoticonos o signos que puedan en caso de duda, liberar a las frases de su posible ambigüedad y que quede claro para el receptor el tono que estamos empleando. Hay que tener en cuenta que de manera virtual es la única forma de transmitir ese lenguaje no verbal que si que se puede manifestar cuando se habla en vivo con otra persona.

Whatsapp o facaebook en ocasiones pueden ser una fuente de malos entendidos que pueden dar lugar a conflictos que son inexistentes en principio, si no somos capaces de explicar con claridad aquello que pensamos. Y son "mal entendidos" cuando no han sido generados como "mal intencionados", solamente en algún momento se ha producido un error en la comunicación y viviendo como lo hacemos en la época en que domina el mundo, es algo que no podemos ni debemos permitir.